Renault Trucks T480: Rentabilidad y confort en la carretera | Prueba

El fabricante francés no cesa en su empeño de mejorar día a día esta gama T. En esta ocasión nos presenta un T 480 con nueva estrategia del sistema Optivision y la incorporación de un eje motriz con el desarrollo final más largo.

  • 1/8
  • 2/8
  • 3/8
  • 4/8
  • 5/8
  • 6/8
  • 7/8
  • 8/8

Leer versión en PDF.
 
Con un  bloque motor de 12,8 litros, el máximo cubicaje de su catálogo de motores, este DTI 13 nos ofrece 2.448 Nm de par desde las 950 vueltas de motor. Esta entrega la estira hasta las 1.404 rpm. Este amplio rango de par  permite  mantener a este motor de 13 litros en un nivel de consumo muy ajustado. La potencia real máxima que ofrece es de 360 kW, que en caballos de vapor nos da a una cifra cercana a los 490 cv, algo por encima de lo que marca en sus emblemas. La entrega de esta potencia lo hace totalmente plana entre 1.404 y 1.800 rpm.  Para conseguir estos datos, el motor DTI 13 presenta una arquitectura en línea de 6 cilindros. La culata es monobloque con dos árboles de levas en cabeza, que son los encargados de gestionar sus 24 válvulas.
En la última actualización de esta mecánica, el fabricante francés sustituyó la bomba inyector presente en el modelo hasta entonces  por un moderno sistema Common Rail de alta presión. Este sistema nos garantiza una presión máxima de inyección de 2.000 bar y además mejora su control. Sin lugar a dudas, este nuevo sistema tiene una acción directa en el aumento de las prestaciones. Ahora el motor nos ofrece 9 cv y 48 Nm más que el modelo anterior. El turbocompresor es un modelo de geometría fija, que simplifica su funcionamiento.
Este motor DTI 13 prescinde de la válvula EGR, lo que simplifica bastante su funcionamiento. Aunque contra partida a la ausencia de recirculación de gases, el consuno de AdBlue se incrementa. Una de las novedades que encontramos en el salpicadero es  un pulsador basculante para el control de la regeneración del filtro de partículas. Ahora podemos bloquear el sistema o realizar una regeneración manual si el sistema lo necesita.     
                                                                                                                                                      
Una gran pareja:  Optidriver + Optivision
La caja de cambios seleccionada para esta ocasión es una automatizada Optidriver AT 2412F de 12 velocidades más 3 marcha atrás, acorde con la potencia del motor DTI 13. Hay que destacar la rapidez y la suavidad de esta caja Optidriver. Ahora además tenemos la posibilidad de optar por el sistema Optivision (control predictivo), que  ya está disponible en casi todos sus modelos de la gama T. El fabricante francés pone a disposición de los profesionales del transporte un sistema de ayuda a la conducción que actúa con gran eficacia. Por ejemplo, en la subida del Caloco con la limitación a 85 km/h. notas que el sistema Optivision busca la velocidad máxima de 90 km/h como estrategia para coronar estas rampas, intentando realizar los menos cambios posibles. El uso del Optiroll es continuo, en cuanto tiene ocasión el sistema Optivision lo activa, dejando en un segundo término deslizar con una velocidad engranada.
El control de crucero en este modelo T nos ofrece tres modos de conducción programados. El primer modo busca el máximo ahorro de combustible con un rango  de -5 en las subidas y +8 en las bajadas. En este prueba optamos por el modo dos, que mantiene el rango entre -3 y +5, y es el que mejor promedia eficacia y velocidad. Tanto en el modo uno como en el dos, esta activado el sistema OptiRoll y disponemos de Optivision mientras nuestra velocidad no baje de 60 km/h. El modo tres siempre intentará mantener la programación de velocidad establecida por el chófer.
 
La relación del eje motriz marca la diferencia
El desarrollo final del camión es un elemento importante para mejorar los consumos. Este T 480 cuenta con un eje motriz P13170-D con reducción simple y bloqueo de diferencial. La relación de este eje motriz marca la diferencia con respecto a las pruebas anteriores realizadas. Renault Trucks monta por primera vez para una prueba de prensa una relación de 2,47. En las ocasiones anteriores, los modelos de la Gama T montaban 2,64. Esta nueva relación consigue que nuestro vehículo consiga a 1.198 rpm. 90 km/h. en vez de a las 1.280 rpm que hemos necesitado en anteriores ocasiones.
Desafortunadamente, las condiciones climatológicas nos impidieron sacar el máximo rendimiento esta alternativa que nos ofrece Renault Trucks para aumentar la eficiencia de la cadena cinemática. Según los datos de las distintas estaciones de AEMET ubicadas en las proximidades de nuestro recorrido de pruebas, la media de velocidad máxima del viento en esta ocasión fue de 35 km/h y la media de las rachas superó los 61 km/h. Sin lugar a dudas, fueron un obstáculo insalvable para aprovechar todo el potencial de este vehículo.  
 
Confortable Cabina “High Sleeper”
Los diseños de Renault Trucks siempre han sido muy atrevidos tanto en el exterior como en el interior del vehículo. Personalmente, tengo que decir que cada día me van gustando más y más, está madurando realmente bien.
En esta ocasión Renault Trucks nos presenta un T 480 con cabina High Sleeper Cab de un color amarillo “cadmium”,  que luce magníficamente. Este modelo de cabina es el que más volumen interior ofrece al chofer: su altura máxima es de 2.053 mm. y cuenta con piso plano. El acabado interior es el “Comfort”, este incluye una serie de equipamiento extra enfocado tanto al tiempo de conducción como al de descanso dentro de la cabina. En la parte de trabajo, hay que destacar el asiento del conductor, que dispone de múltiples ajustes y es calefactado y ventilado. Tanto el  asiento del conductor como el del acompañante incorporan dos reposabrazos. Además el del  acompañante pivota 120°.  Otro equipamiento que podemos destacar es la suspensión neumática de la cabina, la columna de la dirección (regulable en tres direcciones) y el volante de cuero multifunción con acabado en cuero “Ultimate”.
En la zona de descanso con este acabado obtenemos mejoras como la litera inferior “Extensia Ultimate” de 800 mm. y la superior que puede convertirse gracias a su sistema de plegado en una balda porta objetos. El resto de extras que incluye este acabado “Comfort” nos hace más cómoda la vida a bordo del camión. Un ejemplo es la nevera de 40 litros, que se hace indispensable para viajes de larga distancia, o su monitor de televisión. Para estos elementos que necesitan un aporte eléctrico extra, Renault Trucks ha incluido dos baterías independientes de 210 Ah.
Una vez más, hay que destacar la perfecta insonorización de la cabina: el ruido del motor parece un pequeño rumor. Además el extra de aislamiento térmico sumado a las lunas laterales laminadas hacen de esta cabina una de las más confortables del mercado.
Exteriormente Renault Trucks cuida mucho el detalle y eso le da valor a la marca francesa. La incorporación de los emblemas que armonicen con el color de la carrocería  sirve de ejemplo. En esta ocasión en color negro crea un bonito contraste con el amarillo “cadmium” de la cabina. En el resto de camión también se aprecia el cuidado de estos detalles que crean un conjunto de gran armonía.
 
Un camión para todos
Este T 480 con el desarrollo final de 2,47 no ha dicho su última palabra. El frio, la lluvia, el viento y la nieve han impedido que los resultados de esta prueba reflejen el verdadero potencial de este camión. Pero dejando al margen los datos de velocidad y consumo, hay que destacar que el emblema que encontramos en el frontal y en los laterales del camión (“Comfort”), se ajusta perfectamente a la realidad. Es un vehículo muy cómodo de llevar, con buenas prestaciones, y pensado tanto para el chófer como para el empresario del sector que busca la rentabilidad que ofrece esta gama T.  
  
A Favor.
Sistema Optivision.
Suavidad de la cadena cinemática.
Acabados interiores.

En Contra.
Situación del retrovisor principal.
Activación de funciones bajo el volante.

Manuel Rujas
Jefe de Pruebas de Camiones